3 2 1...
  • llaryora en alta gracia

Política, Provincia de Córdoba

Llaryora, “lo nuevo” en el Cordobesismo

El intendente de San Francisco, Martín Llaryora, disputó la interna de Unión por Córdoba con Juan Schiaretti, en las elecciones primarias, logrando entrar a la lista por la minoría. Se presenta como la renovación en política y pese a haber tenido un discurso confrontativo con quienes ahora son sus compañeros de lista, defiende el slogan de campaña “Córdoba no para” como propio.

“Nosotros nunca nos fuimos del partido, hicimos una interna dentro de Unión Por Córdoba (UPC). La gente nos acompañó para lograr un proceso de renovación dentro del Partido Justicialista, logramos un espacio y que nuestras ideas estén en la agenda”, postuló en una conferencia de prensa brindada el miércoles 23 de octubre en Alta Gracia. “Nos faltó ganar, pero ganamos la minoría que es un hecho histórico, yo no dudo que dentro de poco ganemos las internas y logremos la renovación”, finalizó.

Alineado con el discurso confrontativo con el gobierno nacional que sostiene el gobernador De La Sota, Llaryora recalcó que es importante disputar el porcentaje para la provincia en el presupuesto nacional. “¿Estamos contentos con que Córdoba tenga el uno por ciento del presupuesto nacional, de las obras públicas de la Nación? ¿Saben cuánto nos dieron de políticas de viviendas el otro año? 3 millones de pesos. ¿Estamos contentos que las rutas nacionales las hagamos con presupuesto de los cordobeses, por qué en otras provincias lo hacen con presupuesto nacional?”, cuestionó.
Respecto del narcoescándalo que señala directamente a funcionarios de la gestión de Unión por Córdoba en la Provincia, Llaryora omitió hacer referencias puntuales y emitió una opinión general, de contexto nacional: “Aquellos mercaderes de la droga tiene que pudrirse en la cárcel, la justicia tiene que ir a fondo e investigar. Tenemos que trabajar fuertemente en políticas sociales y de contención. Cuando tenes más de un millón de jóvenes que no estudian ni trabajan en la Argentina, es muy difícil bajar los niveles de inseguridad porque la marginación y la pobreza tiene una vinculación directa con la delincuencia”.