Cargando...
  • chavez-y-fidel-en-alta-gracia

Alta Gracia, Política, Sociedad

A nueve años de la presencia de Fidel y Chávez en el “Templo de la Revolución”

El 22 de julio de 2006, el mandatario cubano y su par venezolano visitaron el chalet inglés donde vivió Ernestos “Che” Guevara de los cuatro a los 16 años. Ada Ventra, ex directora del Museo Casa Che Guevara, comentó en Radio Tortuga 102.7 su experiencia como guía de ambos presidentes.

 

Ada Ventra recordó la llegada de ambos mandatarios como una visita expectante ya que estaba anunciada pero “no había un comunicado oficial que lo confirmara” debido a que fue una “visita cordial y no protocolar”.

El 22 de julio del año 2006, “a las ocho de la mañana se presentó la policía y confirmó la presencia de los mandatarios”, comentó Ventra a la emisora, al tiempo que manifestó: “¡Fue toda una sorpresa!”.

Consultada sobre la impresión que tanto Hugo Chávez como Fidel Castro tuvieron al visitar el  chalet inglés que pertenecía a quien fue compañero del mandatario cubado en Sierra Maestra, Ada dijo que “estaban muy contentos de visitar el museo” y que entre ellos intercambiaron información sobre la vida “del Che”. También la ex directora del museo ubicado sobre calle Avellaneda, recordó como ambos presidentes comentaron sobre la figura de la madre de Ernesto, Celia de la Serna. “Hablaron de la personalidad, en como formó el espíritu de Ernesto”, rememoró Ada.

“La gigantografía de Celia con sus cuatro hijos, la niñez del Che, el boletín de calificaciones, el certificado de medicina” fueron los lugares que más retuvieron la atención de Chávez y Fidel, mencionó la guía turística que los acompañó en un recorrido “común de una hora de duración” que empezó en la niñez y finalizó en la adultez de Ernesto “Che” Guevara.

La visita del mandatario cubano y venezolano por Alta Gracia solo consistió en conocer una de las viviendas del revolucionario. El lugar, contiene un libro donde todos los interesados pueden dejar un mensaje recordatorio sobre su paso por el museo. En la “honorable visita” ambos presidentes dejaron por sentado “Hasta la victoria, siempre”, ratificó Ventra.