La presidenta del Centro de Comercio, Industria y Turismo de Alta Gracia y sus Sierras, Mariela Auer, en una entrevista con Radio Tortuga 92.9 se refirió a los 90 años de la institución, a la caída sostenida de las ventas en el plano local y a las expectativas turísticas para el próximo verano.

En primer término, Auer refirió que el 2 de julio la institución cumplió nueve décadas y que a lo largo del año han ido desarrollando diversas actividades para conmemorar el aniversario redondo, como charlas y capacitaciones. Recientemente, la cena anual del Centro ofició como el cierre del ciclo de festejos.

“El Centro de Comercio nació con la idea de agrupar a la actividad productiva local. Es una institución que a lo largo del tiempo ha tenido que acompañar las situaciones que ha vivido el país, para potenciar y sostener el entramado productivo de la ciudad y la región”, definió Auer.

En la actualidad, precisó, cuenta con 300 socios activos, entre empresarios, pymes y comerciantes que tienen voz y voto en las asambleas. Además, hay socios adherentes “que no necesariamente tienen una actividad productiva, pero se interesan por alguno de los servicios que brindamos”.

Respecto a los desafíos del presente, subrayó Auer que se trabaja en pos de lograr una sinergia entre comercio y turismo, sobre la base del concepto de asociatividad. Y precisamente, sobre el debate conceptual respecto de cuál debe ser el perfil productivo de la ciudad, ponderó toda iniciativa que propicie la generación de empleo, apuntando que pueden convivir no sólo el comercio y el turismo, sino también la actividad industrial.

Recientemente, el Centro de Comercio dio a conocer los resultados de un relevamiento cuyo promedio indica una caída en noviembre del 8% en las ventas minoristas en términos interanuales. «Hace un par de meses observamos valores negativos entre los once rubros que medimos. Nos ajustamos a los rubros que mide Fedecom (Federación Comercial de Córdoba). En noviembre, el único rubro que dio positivo fue electrodomésticos», apuntó Auer.

«Entendemos que esto último tiene que ver con un empuje que dio el Mundial y las cuotas de Ahora 30 y Ahora 24. El resto, tiene un promedio de caída del 4% y el 8%. Nos llama mucho la atención que da negativa la comparación de alimentos y bebidas, lo que da cuenta de que la inflación golpea a los sectores más complicados de la economía», completó.

Analizó Auer que se viene advirtiendo una «pérdida del poder adquisitivo» en los usuarios y consumidores. «Las compras se derivan a rubros de extrema necesidad. Hay alzas importantes de precios y faltantes de productos, eso hace complicada la actividad e impacta en el bolsillo del consumidor«, manifestó.

Finalmente, destacó que «la industria de la gastronomía y la hotelería ha tenido un repunte importante respecto de años anteriores, obviamente, porque la pandemia impactó muchísimo sobre esos sectores» y que «frente a la imposibilidad del consumidor de tener un ahorro en bienes durables, lo que tiende es a poder gastar es en experiencias de gastronomía y hotelería». A esto lo observan principalmente en fechas especiales como el Día de la Madre y el Día del Padre.

Respecto al próximo verano, dijo que vienen bajas las reservas de alojamiento, pero que la expectativa es alta porque «independientemente de la situación, la gente va a salir» y que la diferencia estará dada por los excursionistas que arriban por Alta Gracia y generan consumo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here